Llega la declaración de la renta…¿Pereza? En Leasba Consulting la hacemos por ti

images (1)

La reforma fiscal da paso a los muchos contribuyentes que comienzan por estas fechas a calcular las retenciones de IRPF, éstas serán las primeras que se realizan bajo los nuevos códigos y tramos establecidos por dicha reforma. Por ello en Leasba Consulting queremos ponéroslo más fácil y vamos a dedicar este post a las últimas actualizaciones y novedades que presenta la declaración de la renta para este año.

A partir del 7 de abril ya tendremos a nuestra disposición los borradores para empezar, sin embargo, como bien sabemos, la reforma fiscal trae consigo varias modificaciones a la espalda por ello os vamos a facilitar algunas de las más importantes, sin olvidar, que puedes dejarnos todo el trabajo que lleva hacer la declaración de la renta en nuestras manos y olvidarte de todos los papeleos!

 Bueno…vamos a por los cambios!

No solo se reducen los tramos o niveles de tributación de 7 a 5, también se reduce el tipo de gravamen quedando de la siguiente manera, la tabla de tramos y tipos de gravamen de la renta general:

irpf2015-2016

La reforma fiscal también modificó los tramos y el tipo de gravamen de la renta del ahorro, aumentando en un tramo la parte del ahorro de IRPF  y disminuyendo todo los tipos de gravamen. Quedando de esta manera:

ahorro2015-2016

Otra modificación importante a tener en cuenta ha sido la reducción por obtención de rendimientos del trabajo, os comentamos cuáles son esos cambios:

  • La creación de una nueva deducción general de 2.000 euros en concepto de Otros gastos deducibles. Esta deducción podrá ser disfrute de todos los trabajadores indiferentemente su nivel de renta. La reducción se calcula de la siguiente manera:
    • Contribuyentes con rendimientos del trabajo iguales o inferiores a 11.250 euros anuales, tendrá una reducción de 3.700 euros.
    • Contribuyentes con rendimientos del trabajo entre 11.205 euros y 14.450 euros anuales, la reducción a aplicar será el resultado de restar a 3.700 euros el resultado de multiplicar por 1,15625 la diferencia entre el rendimiento del trabajo obtenido y 11.250 euros anuales.
    • Contribuyentes con rendimientos del trabajo superiores a 14.450 euros, directamente no optarían a la reducción por obtención de rendimientos del trabajo.

Una condición exigida para poder optar a esta reducción es que el resto de las rentas distintas a las del trabajo no deben superar los 6.500 euros anuales.

El Mínimo Personal y Familiar también va a verse afectado por la reforma fiscal, ampliándose el dinero que queda fuera de la renta 2015 para las familias.

Otras modificaciones a tener en cuenta a la hora de realizar la declaración de la renta son las siguientes:

  • La limitación de la deducción por aportaciones a planes de pensiones, situando la reforma fiscal el máximo en 8.000 euros en vez de los 10.000 euros anteriores.
  • Se elimina la exención de tributación de los dividendos.
  • Las indemnizaciones por despido tributarán cuando superen los 180.000 euros.
  • Exención de la ganancia patrimonial que se deriva por la entrega de la vivienda habitual al banco en concepto de dación en pago, con intención de saldar la deuda con el mismo.
  • Todas las plusvalías tributarán al tipo general del ahorro, sin tener en cuenta el periodo que tardó en generarse.
  • Los inquilinos que firmen un contrato de alquiler a partir del 1 de enero de 2015 no podrán beneficiarse de la deducción por alquiler ya que quedará eliminada.
  • La retención para los autónomos con rentas menores a 12.000 euros bajará del 21% al 15%, siempre que el 75% de sus rentas procedan de actividades económicas. En general, las retenciones de profesionales para el 2015 se han reducido al 19%.
  • Los Planes de Ahorro 5: los podrá invertir hasta 5.000 euros al año y el rendimiento obtenido no tendrá que tributar como rentas del capital en el IRPF.

El Impuesto de Sociedades también se ve modificado por la reforma fiscal, la cual introduce los conceptos de reserva de nivelación, donde las compañías podrán reducir la base imponible del Impuesto de Sociedades en un 10% hasta un máximo de un millón de euros  y la reserva de capitalización, donde las empresas podrán reducir la base imponible del Impuesto de Sociedades hasta un máximo del 10%.

Por englobarlo todo en un entorno más general, se puede decir que la reforma fiscal afectará en mayor medida a las rentas más bajas, las cuáles saldrán beneficiadas sin dejar de lado las rentas que se sitúan en la cima, las cuales se verán más presionadas por dicha reforma. Si hablamos del impacto de la reforma en las rentas  medias, éste será menor.

Esperamos que os haya servido de apoyo y preparación para el mes de abril.

No os olvidéis…En Leasba Consulting nos ocupamos de todo, ven a vernos y despreocúpate!

 

Leticia Morán Barrientos

Departamento de Comunicación.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *